Dos mujeres en traje de baño a principios del siglo XX.

Operación bikini según Analítica Pública. Fuente

Posiblemente estés de vuelta de Semana Santa y hayas disfrutado de torrijas, cañitas con el buen tiempo, tapas y chocolates de pascua. Te lo has pasado bien, pero ahora, que hace bueno, notas que viene el verano y que no vas a estar para lucir tipín en la piscina. Ha llegado la hora de hacer la Operación bikini, perder los kilos de más y ser la sensación del verano.

Con la Administración electrónica pasa igual. Tras 10 años de Ley de Acceso electrónico, de los cuales un par de ellos vinieron acompañados por abundancia presupuestaria, su apariencia no es la mejor. Así que vamos a daros 10 consejos para que tu administración sea la envidia de todas las Administraciones Públicas en la Administración electrónica.

¿Por qué hacer la operación bikini?

Si, sabemos que estar feliz con uno mismo es bueno. Hay que ser realista y no pasa nada por ser curvi, fofisano… no convertir la estética en la razón de vida de occidente. Sin embargo, hay que ser consciente de que la obesidad es la plaga occidental del siglo XXI: hay que cuidarse. Hay tres motivos para hacer la operación bikini.

  1. Para sentirse guapo o guapa. Es el motivo más fácil e injustificado, pero la vanidad existe y está ahí. A todos nos gustaría tener un cuerpazo sano (casi Danone) de cara al verano. Tener mala pinta no es una buena cosa para la autoestima. La idea es ir enseñando servicios públicos y que queden tan bonitos como un Tesla o como los servicios electrónicos del Reino Unido. No los eliges por eso, pero caramba, si encima son así, por qué quejarse.
  2. Para sentirte mejor. Estar fofisano es cómodo, pero hace la vida difícil. Tienes un montón de kilos que no te hacen falta y que llevas encima a todos los lados. Un montonazo de servicios, apps, sedes, webs, blogs, cuentas, redes sociales… que hay que mantener, alimentar controlar y conocer. Eso no es vida. Quitarse una docenas de servicios, contenidos o páginas en las cartucheras o en los michelines te facilitan la vida.
  3. Para estar sano. Esta razón es la más importante. Tener servicios sobredimiensionados o innecesarios es malo. Cuestan tiempo, dinero, recursos y frustran enormemente a ciudadanía, personal, directivos y políticos. Quitarse de en medio lo que sobra  es necesario para tu vida y la de tus allegados. Luego si quieres, te pones protesis de silicona, pero que sea donde quieras.

10 consejos para la operación bikini de la e-Administración.

En Analítica Pública somos por lo menos igual de buenos que en Vogue o Cosmopolitan. Vamos a daros 10 consejos para triunfar en la nueva temporada de leyes 39 y 40 en tu administración electrónica.

  1. Fíjate un objetivo. Posiblemente te conformes con estar en buena forma. No te obsesiones y te conviertas en un anoréxico o vigoréxico como  Belén Esteban o Zac Efron. Tienes el cuerpo que tienes y has de llegar hasta donde necesitas. No es preciso que plantees el Internet de las Cosas como la solución para el registro civil de recién nacidos.  Esta feo. Da sensación raruna. No sirve.
  2. Come bien. Comer bien es muy importante. Hoy en día sabemos que cosas como el azucar, el aceite de coco o las grasas trans son muy malas. También el alcohol lo es. Con la e-administración pasa lo mismo. Hay cosas muy atractivas que endulzan tu vida (bonitas librerías de diseño, diseño gráfico, formularios adobe) pero que en el fondo no te hacen bien. Déjalas.
  3. Toma fibra. La fibra es fundamental para que el cuerpo digiera lo justo y se te llene la tripa sin comer todo un pesebre. En el caso de la Administración electrónica la fibra es la planificación presupuestaria de los proyectos. Calcula lo que vas a gastar y lo que piensas ofrecer de valor, el resto, es mejor que salga… por otro lado.
  4. Come lo justo. Si te pones un plato grande (y estudiaste en un colegio de curas donde te obligan a comer todo) comes más de lo que debes. Ponte un plato pequeño, y cometelo. No repitas. No te líes a buscar proyectos nuevos más allá de lo que tienes planificado por muy molón que sea el portal de e-learning que te estén presentando. Cómetelo si, y solo si,  lo necesitas.
  5. Cinco piezas de fruta al día. Seguro que pasas hambre, y que piensas que la verdura y los filetes a la plancha son aburridos, pero no. Sobre todo si aprovechas para tomar fruta. En el caso de la Administración electrónica la fruta son los pequeño proyectos que se pueden reutilizar mucho. Validación, identificación, documentos, mejoras de diseño… esas cosas que a lo mejor no apetecen mucho hacer, pero te ayudan a que todo vaya mejor.
  6. Procura andar más. A veces uno dice “cojo el coche para ir a por el pan”, y acaba sobradísimo de peso. Otras veces dice “en lugar de hacer mi propia estrategia, la externalizo toda a una consultoría o se la dejo escribir al pirao nuevo, que luego nadie le va a hacer caso”.  Conclusión: acabas lleno de basura y sin capacidad de moverte 10 metros. O, en nuestro caso, con proyectos innecesarios o sin comprensión alguna de cómo funciona el entorno digital de tu organización. Revisa tus procesos, pide ayuda a consultoras u otras organizaciones si lo necesitas (como quien pregunta por dónde ir), pero no dejes de hacerlo por tí.
  7. Entrénate. Acostúmbrate a hacer ejercicio. Para ello, lo mejor es probar cosas nuevas y ver si funciona. Todos tenemos un pequeño gen competitivo, que le da aliciente. Pon algo en marcha, y prueba. Y si no estás contento, prueba hasta que lo estés.
  8. Pésate a menudo. Es decir, mira tus métricas. Mira si hay más o menos gente usando servicios, visitando tu web o lo que sea. Así sabrás si lo que estás haciendo es mejor o peor.
  9. Descansa. Tener orden en el sueño y buenos momentos de reposo es importante. Si sometes tu organización a un estrés continuado acabaréis desquiciados, fracasando o pasando de todo. Las cosas tienen su ritmo y hay momentos donde no por correr más tiempo vas a llegar antes.
  10. No te desanimes. La operación bikini es una pesadez. Pasas hambre, no comes lo que te gusta en las cantidades que te gusta y no paras de hacer deporte incluso cuando no quieres. Todo para que al final de la semana hayas perdido medio kilo, o que tu web sea solo un poquito mejor que antes.  La constancia es una cualidad básica para cambiar tu manera de vivir. Tener una administración electrónica 10 no es cosa de una ley, sino una manera de ver a la ciudadanía.

Related Post

http://blog.publilitica.es/wp-content/uploads/2017/04/randonee-horizon-1024x741.jpeghttp://blog.publilitica.es/wp-content/uploads/2017/04/randonee-horizon-150x150.jpegSergio JimenezOpinióntransformacion digital y estrategiae gobierno,estrategia,servicios,transformación digital
Posiblemente estés de vuelta de Semana Santa y hayas disfrutado de torrijas, cañitas con el buen tiempo, tapas y chocolates de pascua. Te lo has pasado bien, pero ahora, que hace bueno, notas que viene el verano y que no vas a estar para lucir tipín en la piscina....